Inicio Salud y Prevención Embarazo y parto: ¿cómo prepararse para este momento?

Embarazo y parto: ¿cómo prepararse para este momento?

1627
Definición: parto es el alumbramiento en forma oportuna del bebe concebido.

La mayor parte de las embarazadas, para no decir, todas, comparten un miedo, es verdad que quizás sienten muchos temores pero existe uno que puede llegar a provocar desde cambios de ánimo hasta severos traumas; nos referimos al parto. La experiencia de tener un hijo es incomparable, como así lo es su gestación dentro del vientre de la madre, pero el parto no suele ser el final agradable que cualquier madre elegiría para finalizar esta etapa de su vida; pero queramos o no, para que el bebé salga a la luz no existe otra alternativa.

Existen distintos tipos de parto ya que muchas veces el bebé no está en condiciones de nacer naturalmente; el médico es quien decidirá el método que empleará para sacar al niño. El ginecólogo nos verifique el embarazo también nos dará una fecha estimativa del nacimiento del bebé, la misma puede cambiar con el tiempo dependiendo de las condiciones de desarrollo del feto; cuando estemos cerca de la fecha sabremos que habrá comenzado el trabajo de parto cuando sintamos contracciones frecuentes, de tipo regular, éste es el único signo que tenemos para reconocer si debemos prepararnos para el alumbramiento. Las mismas hacen que el cuello del útero se dilate en preparación.

¿Cuándo contactar al médico?

Foto real de un parto normal en el momento preciso del alumbramiento.
Foto real de un parto normal en el momento preciso del alumbramiento.

Debemos seguir algunos criterios para no apresurarnos y llamar al médico sin razón; muchas veces, en especial si la mamá es primeriza, suelen darse “falsas alarmas”. Creemos que estamos teniendo las contracciones pertinentes y resulta ser que son sólo síntomas relacionados al movimiento del niño dentro de la panza, por eso debemos estar atentas y saber diferenciarlas, se necesita llamar al médico si: ya no puede hablar o caminar durante las contracciones, si rompe bolsa (en especial si el líquido es marrón u oscuro con manchas), si las contracciones tienen lugar cada 5 o 10 minutos o si realmente cree que está entrando en trabajo de parto por la intensidad de los dolores. Una vez hecho esto se dirigirá al hospital con ayuda de su pareja o de algún amigo o familiar, una vez allí es muy probable que ocurran varias cosas; lo primero que pasará, si no tenía previsto dar a luz en aquél sanatorio, se le pedirán los datos. El encargado de completarlo será su pariente ya que usted habrá comenzado con su trabajo de parto, una vez en la sala de asistencia le pondrán una bata para que el nacimiento sea más cómodo; la examinarán para corroborar la dilatación del cuello del útero y la conectarán a un monitor fetal para poder tomar el tiempo de las contracciones y controlar los latidos del bebé.

Etapas del parto

Los que no entienden mucho del tema, suelen pensar que el parto consiste únicamente en que la embarazada se acueste en una camilla especial, puje y el médico haga el resto; el trabajo de parto como el nacimiento en sí mismo no es sencillo y aunque actualmente los riesgos que se corren no son muchos, siempre implica preocupación.

Esta imagen enseña la posición correcta que por orden general asume el bebe para nacer (cuando esto no ocurre se recurre a la cesarea).
Esta imagen enseña la posición correcta que por orden general asume el bebe para nacer (cuando esto no ocurre se recurre a la cesarea).

El parto se divide en tres etapas:

  • La primera es la que nombramos previamente, el trabajo de parto; ésta comienza cuando la mujer empieza a sentir las contracciones regulares, las mismas duran hasta que el cuello del útero se dilata hasta unos 10 cm.
  • La segunda etapa suele albergar varias cosas; en caso de ser un parto normal, iremos al consecuente empuje y nacimiento, de lo contrario, si el niño no puede nacer por vías normales el médico practicará cesárea. En el primer caso necesitaremos que la mamá empuje para que el bebé se expulse a través del cuello dilatado, la duración promedio de este procedimiento es de dos horas, pero dependerá del largo y el ancho del bebé y de que el parto no se complique.
  • La última etapa incluye la expulsión de la placenta, lo cual se hace apenas nace el bebé.

Los dolores que se producen previos al parto son muy diferentes de los que las embarazadas suelen sentir mientras viven la etapa de gestación, para muchas mujeres las contracciones se asemejan a dolores menstruales pero más fuertes, mientras que para otras, dicho dolor es casi imposible de aguantar. Las clases de preparación para parto ayudan a muchas mujeres a soportar el dolor, en ellas se enseñan técnicas de relajación y respiración, si esto no funciona deberá pedirle al médico algún calmante lo fuertemente suficiente.

Deja tus preguntas y comentarios aquí!

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.