Inicio Hogar y Plantas La instalación de Sistemas de Calefacción

La instalación de Sistemas de Calefacción

1121

Los circuitos destinados a acondicionar y climatizar los ambientes interiores de los edificios durante las épocas invernales se conocen con el nombre de  sistemas de calefacción, del latín calefactio-onis. Esta preocupación por obtener calidez en la morada nace con el descubrimiento del fuego por el Hombre, que lo utiliza para mantener el calor en su caverna. Mucho tiempo deberá pasar para que a este sistema de calefacción sencillo se le agreguen innovaciones para su mejor funcionamiento. Eliminar el humo del interior era lo esencial, y aunque éste podía resultar delator hacia los enemigos, los riesgos de la combustión eran más altos.

Así nacen las chimeneas y humeros aunque recién en Roma se desarrolla un verdadero sistema de calefacción descentralizado donde el fuego no estaba en el local y una serie de conductos bajo el solado llevaban los gases calientes de un fuego situado en otro lugar. Este sistema se conoció con el nombre de hipocausto, rebautizado como “gloria” años más tarde durante la edad media. Además de eliminar el humo de combustión del lugar donde se encontraban las personas también rompió con el deficiente sistema antiguo que precisaba de una corriente de aire para mantener vivo el fuego.

roca-calefaccionEste sistema evolucionó cuando la industria tuvo la capacidad de producir y proporcionar tuberías de calefacción a precios accesibles para el público general; así, los sistemas de calefacción de los edificios tomaron el modelo de una caldera central situada en un lugar distante y emisores de calor dispersos en los distintos ambientes del inmueble conectados por tuberías. La evolución se ha centrado en el tipo de combustible más que en la estructura de los sistemas, con la salvedad de la energía solar.

Existen, pues, básicamente dos sistemas de calefacción, y cada uno de ellos presentará variantes propias de acuerdo al tipo de combustible que utilicen; Estos dos sistemas son el centralizado y el individual.

El primero, recién explicado, con una fuente de energía central que distribuye el calor a los diferentes ambientes a través de tuberías dispersoras; el otro, con fuentes de energía individual en cada ambiente (aunque generalmente alimentadas por combustible proveniente de centrales comunes).

instalacion-calefaccionCada uno presenta sus ventajas y desventajas: en el caso de la calefacción individual el usuario elige las horas de utilización y la temperatura; la pérdida de calor en las tuberías es menor que en la calefacción central, ya que el recorrido no incluye las zonas comunes; el rendimiento, es decir, el calor que proporciona en relación a la energía que consume, es bastante alto gracias a las fuentes individuales. En contra se encuentra el costo, pues el usuario paga por la fuente de energía un precio más elevado que el que consigue una comunidad de vecinos. En cuanto a los sistemas de calefacción central al tener consumos mayores, los usuarios comunes abonan generalmente menos precio por la energía; pueden utilizarse tecnologías más eficientes y emplear. En contra resultan los consumos innecesarios pues la calefacción está encendida, haya o no alguien en la casa, a pesar de que el día no sea frío; es difícil, salvo los sistemas más modernos, determinar la temperatura óptima para cada usuario; el calor se pierde por las tuberías de reparto para cada vivienda.

Sistemas de calefacción

termostatoPoner un sistema de calefacción en su casa puede ser una obra compleja. Se recomienda que siga estos pasos:

  • Diríjase a una empresa o instalador autorizado para instalaciones de calefacción adecuadas al tipo de combustible o energía que vaya a utilizar.
  • Pida varios presupuestos y compare los conceptos que se incluyen en ellos, sobre todo los que se refieren a la calidad y a la cantidad de materiales: por ejemplo, tipo y potencia de la caldera, número y material de las unidades radiantes, etc.
  • Una vez que haya decidido con cuál se queda, firme un contrato de instalación en el cual figuren detallados los precios, plazos, garantías, etc.
  • Si el combustible es gas o gasoil, pida un certificado de la instalación debidamente aprobado por el organismo competente.
  • Cuando la obra haya finalizado, pruebe el funcionamiento de la calefacción, aunque no sea época de utilización, ya que así evitará sorpresas desagradables que se pueden producir en el momento que su uso sea necesario.
  • Por último, no haga caso de las ofertas que le pueden presentar de sistemas de calefacción con muy bajo consumo ni tampoco de las comparativas que ofrecen las compañías suministradoras de gas o electricidad ya que, por lo general, tienden a destacar aquellos aspectos que les favorecen.
Cálculo de calefacción

calculo-calefaccionLas necesidades de calefacción dependen de muchos factores como el clima, la forma constructiva, orientación, calidad de los materiales (sobre todo en cerramientos y aislamientos) y del uso que realicemos de la misma (ver cálculo de calefacción). Las necesidades de un sistema de calefacción aumentan en la misma proporción que aumentan las superficies a calefaccionar y, más aún, cuando los cerramientos dan al exterior en lugar de lindar con otro vecino.

La relación vecinos / calefacción es directamente proporcional: cuantos menos vecinos tengamos, más necesidad de calefacción (un mismo aislamiento, un chalet convencional necesita el doble de calefacción que un piso en una ciudad) salvo que se construya aplicando soluciones bioclimáticas (orientación y distribución adecuadas, protección de los vientos dominantes con barreras vegetales, semienterrada sobre todo en su vertiente Norte), donde podemos obtener ahorros considerables respecto del piso citadino.

Deja tus preguntas y comentarios aquí!

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.