Inicio Salud y Prevención Sexto mes de embarazo: fin del segundo trimestre

Sexto mes de embarazo: fin del segundo trimestre

1372
Entrando al final del segundo semestre se acentúan los cambios que venían desarrollándose en el abdomen materno.

Pasar la mitad de la gestación indican que entramos en el sexto mes de embarazo

El sexto mes de embarazo es un mes muy particular, es que ya pasamos la mitad de la gestación y nos acercamos cada vez más al objetivo final, que nuestro bebé deje nuestra barriga para que pase a nuestros brazos. Este mes, como el resto de ellos, también trae consecuencias físicas para nosotras como para el niño; cada día dentro de este período aprendemos cosas nuevas como experimentamos sensaciones únicas, mucho más aún si estamos gestando nuestro primer bebé.

Estamos en el final del segundo trimestre de embarazo; los sueños con nuestro niños serán un factor psicológico recurrente como así también lo será el aumento de temores; para evitar estas sensaciones de inseguridad debemos informarnos sobre cómo son los partos, los métodos existentes, qué signos pueden indicar un parto prematuro, etc.

La movilidad del niño

Así se verá tu bebé en una ecografía durante el sexto mes!
Así se verá tu bebé en una ecografía durante el sexto mes!

Durante el sexto mes de embarazo el niño aumentará su movilidad aunque todavía esté bloqueado por la falta de espacio; tratará de abrirse camino “a las patadas, codazos y empujones” (ver video de movimientos fetales) . En este mes podremos ver como nuestra barriga se mueve y se ensancha ante cada movimiento, distinguiremos los diferentes bultos que se producen en nuestro abdomen de forma visual y muy clara.

Tendremos días tranquilos en donde el bebé permanecerá calmo y moviéndose lentamente, y otros en donde se moverá mucho más pero esto no debe preocuparnos ya que el indicio de que su actividad se intensifique no quiere decir que algo malo esté ocurriendo, es perfectamente normal. Durante el sexto mes de embarazo los bebés suelen estar más activos y pueden llegar a dar puntapiés muy molestos, hasta dolorosos, para evitar esta situación se recomienda a las madres cambiar de posición para desestabilizarlos y así la tranquilidad deseada. En este mes tenemos que comprobar los movimientos fetales, se recomienda hacer esto al menos dos veces al día; por la mañana en donde no hay tanta actividad y por la tarde, es muy probable que en esta parte del día esté más activo. Para hacer un control eficiente debemos utilizar un reloj y empezar a contar todos sus movimientos, no importa de qué tipo sean, contaremos 10 movimientos y luego veremos en cuánto tiempo fueron hechos; en caso de que en una hora no haya hecho dicha cantidad de acciones, entonces consultaremos con el médico.

Útero, el gran protagonista

Durante el sexto mes el útero seguirá mutando, ahora medirá no menos de 25 cm., tiene el tamaño de un melón y lo sentiremos perfectamente colocando la mano por encima del ombligo, ahora está más cerca de los pulmones por ende sentiremos una mayor presión sobre ellos, es posible que a causa de esto tengamos dificultades para respirar; es aquí en donde tenemos que utilizar ejercicios especiales. El útero también ejerce presión sobre la parte trasera de la pelvis y es muy probable que por eso sintamos dolores agudos en la parte más baja de la espalda y las piernas, aquí debemos descansar y relajarnos para combatirlos. También sentiremos al útero contrayéndose y relajándose, dichas contracciones se asemejan a las de tipo menstrual, las mismas aparecen para preparar a nuestro cuerpo a la hora el parto.


Síntomas

Existen síntomas que son muy característicos del sexto mes de embarazo, entre ellos encontramos las estrías que se producen debido al estiramiento de los tejidos, las combatiremos una vez finalizado el embarazo. La falta de hierro es también muy común, para esto el médico nos recetara algún complemento a consumir; el peso también variará pero aunque es algo normal y típico, debemos controlarlo, se debe engordar unos 250 gramos por semana de lo contrario estamos sufriendo irregularidades. Los pies y las manos se hincharán, para evitar esto debemos ingerir una mayor cantidad de líquido y descansar sobre nuestro costado izquierdo para favorecer el funcionamiento de los riñones; por último uno de los cambios más frecuentes son los de humor, por eso recomendamos pasar más tiempo con la pareja y que ésta la mime y la contenga.

Deja tus preguntas y comentarios aquí!

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.