Inicio Deportes y Tiempo Libre Limpieza y mantenimiento de equipos de esquí

Limpieza y mantenimiento de equipos de esquí

1027
como mantener y limpiar el equipo de ski

Definición: Acto de limpiar y conservar los equipos para esquiar en forma adecuada.

Como realizar una correcta limpieza y mantenimiento de nuestros esquís

Para todo deportista su equipo es fundamental, muchos de ellos aseguran de que ya son, incluso, parte de su físico, es que ¿qué sería de un futbolista sin su correspondiente balón?, o ¿Qué sería de un basketbolistas sin los aros?; todos ellos necesitan de su equipo para desarrollar sus actividades.

esquiLo mismo ocurre con los esquiadores, estos profesionales del arte del deslizamiento necesitan que sus equipos sean confiables y seguros, aquí cualquier falla o movimiento en falto puede cobrarse la vida de uno de ellos. A diferencia de otros deportes o actividades, esquiar es una acción que se encuentra dentro del grupo de las denominadas “extremas”, por ende el equipamiento de estos fanáticos debe ser el adecuado.

A su vez la limpieza y mantenimiento es esquís debe ser realizada periódicamente, en especial luego de terminar de esquiar; no sólo porque de esta forma alargamos la vida útil del equipo sino también evitamos que la nieve oxide o dañe presillas de seguridad que pueden causar accidentes fatales.

Materiales para encerar

La limpieza y mantenimiento de los esquís es bastante particular, ya que para mantenerlos en perfectas condiciones es necesario encerarlos; este procedimiento puede hacerlo un experto o nosotros en nuestra propia casa solo debemos disponer de una serie de materiales: lo primero que necesitamos es la cera, la misma puede ser para encerados fríos, calientes, sólidas, líquidas, en polvo, para distintas temperaturas de nieve, etc.

Las ceras en polvo son las más recomendadas ya que se adaptan a cualquier tipo de clima y por lo general éste cambia varias veces en el mismo día; debemos estar atentos a las sustancias que componen la cera, debemos evitar las que contengan fluoro ya que éste reseca las suelas acortando su vida útil. Otro de los materiales a utilizar en la limpieza y mantenimiento de los esquís es la plancha, aunque suene raro, ésta es muy útil; es preferible que no sea a vapor. La misma nos servirá para derretir las gotas de cera que ubicaremos a lo largo de la tabla. La Rasqueta se usará los restos de cera previamente empleada; los gatos de sujeción son los que sostienen la tabla a los costados manteniéndola firme y así realizar el encerado sin problemas. Por último nos queda el estropajo, el más ordinario posible ya que lo usaremos para dar el acabado a la tabla; el encerado de la tabla puede ser frío o caliente; el más habitual es el caliente debido a que es el más duradero. El encerado frío dura menos pero es más sencillo de llevar a cabo y para hacerlo se necesita un tubo aplicador.

Encerado frío y caliente

modelos de esquiesPara realizar la limpieza y el mantenimiento de esquís utilizando el encerado frío, se debe primero limpiar cuidadosamente la suela de la tabla, se agitará el tubo aplicador, y pondremos la cera fría mediante una esponja hacia abajo, presionando y extendiendo de forma completa hasta que una capa fina se forme, por último dejaremos secar y pasaremos un trapo para obtener el acabado deseado.

El encerado caliente es el más común; se limpia primero la suela de los esquís retirando también los restos de antigua cera que pudieran existir; luego colocamos la tabla seca sujetándola con los gatos para poder tomar la plancha y la cera. Una vez que la plancha esté caliente la colocaremos sobre la plancha y acercaremos la cera sin llegar a tocarla, el calor hará derretir la cera y las gotas de la misma caerán sobre la tabla; repetiremos la operación a lo largo de toda la superficie. Extenderemos la cera mediante la plancha creando una película fina, debemos recordar no apoyar por mucho tiempo la plancha sobre el esquí, de lo contrario éste se deformará.

Luego de extender la capa fina de cera, dejaremos secar durante varias horas, luego comprobaremos que ésta se haya secado y repetiremos nuevamente la operación. La rasqueta se pasará sobre el esquí una vez que la segunda capa de cera esté completamente seca, moveremos este instrumento durante tres o cuatro veces eliminando la cera que se vaya desprendiendo; para finalizar pasaremos un trapo hasta que la superficie quede completamente lisa terminando así la labor de limpieza y mantenimiento de esquís.

Deja tus preguntas y comentarios aquí!

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.