Inicio Ciencia y Tecnología Asma por estrés

Asma por estrés

1491
asma por estrés

El estrés es un síntoma provocado por el sistema nervioso. Cuando un individuo se ve afectado por una situación que lo presiona y que no puede resolver, se provoca un desequilibrio fisiológico que puede causar una serie de dolencias leves o graves si no se actúa inmediatamente para equilibrar el desajuste provocado por ese estrés. Una de las enfermedades que puede surgir o manifestarse en el nivel fisiológico es el asma por estrés. El asma es una enfermedad del sistema respiratorio que se manifiesta en los llamados “ataques de asma” en esa ocasión el revestimiento de los bronquios se inflama y estrecha los conductos de las vías respiratorias, por lo que el flujo de aire disminuye, provocando falta del mismo, tos, y opresión en el pecho.

El asma puede ser provocada por situaciones de estrés que se identifican cuando el paciente experimenta un ataque de asma producto de una situación que lo lleva a un nivel de estrés. El asma es una enfermedad respiratoria crónica, que es estos casos se agudiza con el estrés. Pero asimismo se plantea una situación respecto de los pacientes con asma. Si bien éstos pueden ser asmáticos crónicos, tambien existe la posibilidad que los conflictos emocionales puedan desarrollar el riesgo de contraer enfermedades respiratorias como el asma, en medicinas alternativas se dice que el elemento aire esta en correspondencia con la mente. Claro que la herencia genética puede determinar una predisposición a desarrollar esta dolencia.

En la mitad de los casos de asma el estrés es el que juega un papel importante en el desarrollo de esta enfermedad. ¿Qué sucede con los niños? Se dice que los resultados de los niños con asma en una edad promedio de 3 años son aquellos que viven con familias conflictivas. El estrés tiene origen psicológico, que puede generar asma, y a su vez el asma crea problemas psicológicos lo que da origen a un círculo en donde se mezclan trastornos psíquicos con enfermedades respiratorias.

El asma por estrés, es tambien generado por depresión y no se descarta que ese síntoma emocional sea provocado por la afección asmática. Del asma derivan muchas limitaciones como actividades físicas, ausentismo escolar y laboral, insomnio, y sensaciones de miedo y desamparo. Quienes tienen asma por estrés, deben tratarse física y emocionalmente para aprender a controlar las situaciones estresantes, y a convivir en armonía con la enfermedad. Las terapias alternativas son muy efectivas para esta dolencia conjuntamente con las terapias médicas.

Deja tus preguntas y comentarios aquí!

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.